Mindfulness en el lugar de trabajo: Haz una pausa.

HACER VARIAS PAUSAS PEQUEÑAS (5 A 10 MINUTOS) DURANTE TU JORNADA DE TRABAJO ES MUY SANO PARA TU CUERPO, MENTE Y EMOCIONES. SOBRE TODO SI TU TRABAJO IMPLICA ESTAR SENTADA O SENTADO FRENTE A UN ORDENADOR DURANTE VARIAS HORAS.

Recuerda, tu cuerpo está diseñado para moverse, si no lo mueves, oxigenas y estiras a diario, comenzará a perder flexibilidad, fuerza y resistencia, tu sistema inmunológico se verá diezmado y todos los químicos de estrés que produce tu cerebro día a día se van quedar dentro de tu sistema, impidiendo que tus células se recuperen apropiadamente, haciéndote envejecer más rápido.

Mal panorama ¿no crees?

El otro lado de la moneda es que si tú estás bien física y mentalmente, todas tus relaciones están bien, en el trabajo te concentras mejor, accedes más fácil y rápido a "la zona" y te sientes mejor dentro de tu propia piel.

Pasamos muchas horas trabajando, es crucial balancear esas horas con algo de movimiento y respiraciones profundas.

Aquí podrías argumentar con mucha validez: Pero Juan, no tengo tiempo de ir a una clase de yoga a media mañana o de irme al gimnasio por 45 minutos.

Estoy de acuerdo contigo, no todos tenemos esos espacios, pero tampoco necesitamos hacer pausas largas, con 5 o 10 minutos de pausa para estirarte y respirar profundo por cada 90 minutos de trabajo es suficiente.

En esas pausas puedes salir a caminar un poco, tal vez puedas ir por un café o un té.

También puedes sentarte a meditar unos minutos o puedes sentarte a respirar consciente largo y profundo o puedes hacer algunos movimientos de Tai Chi y o Chi Kung.

Ambas son disciplinas chinas creadas para optimizar el bienestar, la salud y longevidad de sus practicantes, hoy en día miles de personas de todas las edades, practican Tai Chi con excelentes efectos en su saludChi Kung también es una práctica que se está volviendo popular en Occidente.

O mejor aún, puedes hacer esto: estírate un poco haciendo movimientos de Chi Kung, haz 10 "lagartijas" o "sentadillas" para después sentarte a respirar un poco, eso hará que la sangre en tus piernas no se estanque, oxigenarás muy bien tu cerebro y desconectarás tu mente de lo que estabas haciendo, para que al volver tengas "ojos frescos".

Si ya logré detonar tu curiosidad y quieres aprender a cuidar mejor de tu mente y de tu cuerpo, te recomiendo mi curso Bienestar, coordinación y flexibilidad en casa y en el trabajo.

En él aprenderás movimientos simples (tomados de mi práctica y enseñanza de Tai Chi y Chi Kung) y ejercicios de respiración consciente, o mindfulness, que te ayudarán a cultivar confort y tranquilidad integral y a liberar el estrés que acumulas durante el día.

Sólo diez minutos de tu tiempo, lograrán que te sientas bien, trabajes mejor y te relaciones de forma más efectiva con el mundo que te rodea.

Gracias por leer y si usas los ejercicios, por favor platícame como mejoraron tu vida.

XO XO Juan.